Proyecto Viento Sur

El condominio Viento Sur cuenta con 120 familias y está ubicado en el barrio Ampliación Padre Hurtado de Puerto Montt, en la Región de Los Lagos. Es un sector con acceso a servicios básicos, y en sus alrededores cuenta con establecimientos públicos y privados, centro de salud y comisaría. Con la implementación de los Planes de Integración Social y el desarrollo de la Ley de Copropiedad Inmobiliaria, acompañando a las familias a instalarse en el barrio, poniendo en valor la identidad del mismo, potenciando sus atributos, fomentando el sentido de pertenencia e incentivando una cultura de cuidado y convivencia que potencien la voluntad de las familias a pertenecer al barrio y a recomendar el proyecto como un buen lugar para vivir.

Región Los Lagos

Comuna: Puerto Montt

Mandante: Varcom

Ejecución: Noviembre 2020 - Noviembre 2021

Estado: En ejecución

Proyecto Viento Sur

¿Qué intentamos resolver?

Con la aplicación del Plan de Integración Social, exigencia de SERVIU para los subsidios DS19, buscamos propiciar sostenibilidad física, económica y social al barrio Viento Sur. Nuestra inversión en las personas y la intervención en Copropiedad busca fomentar el sentido de pertenencia e incentivar una cultura de cuidado y convivencia en el barrio.

¿Cómo lo resolvemos?

A partir de las exigencias del SERVIU desarrollamos cinco talleres enriquecidos con dinámicas e innovaciones en los procesos, contenidos y plataformas: 1. Visita a casa Piloto; 2. Uso, cuidado y mantención de la vivienda; 3. Aspectos legales de la vivienda; 4. Organización comunitaria; 5. Vinculación con las Redes Comunitarias. Todos aplicados para articular la comunidad con el barrio y promover la buena convivencia entre los vecinos y vecinas.

El condominio Viento Sur cuenta con 120 familias y está ubicado en el barrio Ampliación Padre Hurtado de Puerto Montt, en la Región de Los Lagos. Es un sector con acceso a servicios básicos, y en sus alrededores cuenta con establecimientos públicos y privados, centro de salud y comisaría. Con la implementación de los Planes de Integración Social y el desarrollo de la Ley de Copropiedad Inmobiliaria, acompañando a las familias a instalarse en el barrio, poniendo en valor la identidad del mismo, potenciando sus atributos, fomentando el sentido de pertenencia e incentivando una cultura de cuidado y convivencia que potencien la voluntad de las familias a pertenecer al barrio y a recomendar el proyecto como un buen lugar para vivir.